Oración para vencer la pereza

A veces nos gusta ser un poco perezoso, como por ejemplo después de trabajar duro durante varias horas, o en un día muy frío o caliente, esto es completamente comprensible; pero si este estado se produce con demasiada frecuencia, entonces tenemos que hacer algo al respecto.