Juan Pablo II

San Juan Pablo II, un hombre de oración

Era un hombre de Dios porque rezaba mucho: mucho tiempo de oración.