depresión

¿Está Alguno Enfermo entre Vosotros? Santiago 5:13-20

Ante un diagnóstico médico que implique dolor físico o cercanía con la muerte es inevitable no preguntarle a Dios ¿Por qué a mí?, nosotros las primeras dos semanas de recibir la noticia del cáncer en nuestras vidas se lo preguntamos diariamente entre muchas lágrimas. Hoy, al experimentar cada día con fuerza su amor y misericordia, muchas veces entre dolores físicos intensos, lágrimas y frustración, podemos decir que la enfermedad es una tremenda oportunidad que tenemos de volvernos a Dios, de entablar una relación sincera y profunda con Èl y descubrir que dependemos del Èl.